NOTICIAS DESTACADAS

Con tres reyes vallenatos, Gabriel García Márquez armó una parranda

Gabo reunió en su casa de Cartagena a tres reyes vallenatos: Saúl Lallemand, 1998; Fernando Rangel, 2012, y Wilber Mendoza, 2013.

El domingo, carros llegaban y salían de la casa del escritor Gabriel García Márquez, en el Centro Histórico de Cartagena.

El tráfico de vehículos y de personas llamaron la atención de curiosos y transeúntes desprevenidos que paseaban ese día por la Ciudad Heroica.

Pero fue pasada las 4:30 de la tarde cuando se supo que en la casa del Nobel de Literatura lo que se estaba armando era una parranda, a la que habían sido invitados varios intérpretes vallenatos entre los que se encontraban Iván Villazón, Leandro e Ivo Díaz, y Jorge Oñate.

Varios de los presentes contaron que Gabo gozó y tarareó varios clásicos vallenatos. Por si fuera poco, en más de una ocasión se levantó a bailarlos.

La gota fría, La diosa coronada, El arco iris y La gordita fueron algunas de las canciones con las que García Márquez recordó sus años dorados, esos en los que disfrutaba de esta música, en la misma tierra del Cacique Upar.

En la celebración, además de artistas de nuestros folclor, también asistieron políticos como el alcalde de Valledupar, Fredy Socarrás, y el gobernador del Magdalena, Luis Miguel El Mello Cotes.

El embajador de Estados Unidos en Colombia, Michael McKinley, fue otro de los célebres invitados que asistió a la parranda de Gabo, quien a través de sus obras literarias, en más de una ocasión, ha dejado saber su conocimiento y gusto por la música de acordeón.

Otro de los asistentes señaló que en la fiesta, a la que solo asistieron invitados selectos y personas cercanas al Nobel y su esposa Mercedes Barcha, no faltaron las anécdotas vividas con sus amigos ya fallecidos Rafael Escalona y Álvaro Cepeda Samudio.

Cabe destacar que los asistentes coincidieron en afirmar que la invitación les llegó de forma verbal.

La única aclaración que les hicieron era que los hombres debían ir vestidos con camisa guayabera blanca, la prenda preferida del anfitrión.

También se conoció que Gabo quería estar en confianza y entre los motivos a celebrar estaba el cumpleaños de su hermano Jaime García, quien estuvo presente y disfrutó igualmente al ritmo de la música de acordeón.

Parranda ‘real’

Gabriel García Márquez tuvo la dicha de reunir en su casa cartagenera a tres reyes vallenatos: Saúl Lallemand, Fernando Rangel y Wilber Mendoza. Este último, hijo de Colacho Mendoza y coronado rey en la reciente edición del Festival de la Leyenda Vallenata.

Con Wilber, el escritor magdalenense recordó a su amigo Colacho. Mientras lo escuchaban atentamente los hijos de Rafael Escalona, El Bala y Pachín Escalona, y Jaime Molina Jr.

“Fue un parrandón en el que Gabo disfrutó del vallenato puro”, recordó otro de los asistentes.

Como era de esperarse, los invitados también se deleitaron con pasabocas de la gastronomía del Caribe colombiano. Así como con tragos de whisky.

Los teléfonos celulares se descargaron y no precisamente por recibir o hacer muchas llamadas, sino por usar las cámaras fotográficas. Es que nadie quería dejar escapar la oportunidad de fotografiarse al lado de este Nobel de Literatura que ha dejado el nombre de nuestro país en alto.

“Gabriel y Mercedes estaban muy felices. Lo expresaban y también lo demostraban. Gabo tuvo tiempo para bailar y conversar con todos sus invitados. Se veía muy feliz”, aseguró uno de los presentes.

Uno de los momentos más emotivos fue cuando el anfitrión pidió que le cantaran La gordita, una de sus temas favoritos. Allí estaban presentes su compositor Leandro Díaz, así como su intérprete Jorge Oñate, quien llegó con su compañero de fórmula, Fernando Rangel, el Rey Vallenato 2012.

Por su parte, Iván Villazón interpretó sus más célebres canciones con su acordeonista Saúl Lallemand (Rey Vallenato en 1998).

Villazón también fue con su esposa, Aida Mercedes García, quien aprovechó para tomarse una foto al lado de Gabo, imagen que muy seguramente quedará para el recuerdo.

Pues bien, como era de esperarse, la gran parranda en casa de Gabo, que contó con la presencia de tres reyes vallenatos, cantantes y políticos, fue todo un éxito y terminó pasada la 1:30 de la madrugada.

Lilibeth Hernández García
El Heraldo

Comprueba también

La opinión de Peter Manjarrés sobre el relanzamiento de ‘Más unidos que nunca’ de Silvestre Dangond y Juancho de la Espriella

‘El caballero’ se refirió al nuevo álbum que lanzó Silvestre y Juancho de la Espriella.