Inicio >> Festival Cuna Acordeones >> La romanza es el legado del Cuna de Acordeones

La romanza es el legado del Cuna de Acordeones

El festival de Villanueva comienza el jueves, con competencias de acordeón en cinco aires musicales.

Para explicar la romanza, quinto aire en contienda en el festival Cuna de Acordeones, que comienza hoy, su presidente, Israel Romero, hace una comparación: “Tenemos varios vasos, uno con jugo de naranja, otro de melón, otro de fresa y uno de papaya. Al mezclarlos haces tutifruti, pero no deja de ser jugo ni de ser natural. Podría cada uno ser el son, el paseo, el merengue y la puya. Mezclarlos no significa que dejen de ser vallenatos ni autóctonos ni auténticos”.

Y enumera canciones, desde ‘Obsesión’ pasando por ‘Así fue mi querer’ y otras de autores como Gustavo Gutiérrez Cabello, Freddy Molina o su hermano Rosendo Romero. Porque el festival le recuerda al público cada año que la romanza existe.

Se creyó que el encuentro no se haría este año, pero Romero, que lleva nueve años al frente de él, decidió que nada lo detendría. Ni siquiera el hecho de que no le prestaron el escenario donde se hizo el año pasado y que le había dado más orden a las noches musicales.

Así, el festival volverá a la plaza del pueblo, que ya le queda corta. Y en las noches tendrá un cartel encabezado por el cantante homenajeado: Beto Zabaleta. También estarán Iván Villazón, Jorge Oñate, Farid Ortiz, Jorge Celedón, Mr. Black y Alkilados, entre otros.

“De estos nueve años, en un festival que cumple 36 ediciones –dice Romero–, los más difíciles han sido el primero que tuve a cargo y este”. Solo una vez el Festival dejó ganancias, pero al año siguiente se fueron, “porque va creciendo y la gente exige cada vez mejores cosas”, cuenta ahora que está por comenzar esta fiesta donde las competencias de acordeón se dan en cinco aires, incluida la romanza no aceptada por Valledupar.

“Lo mejor ha sido haberla implantado –dice el líder del Binomio de Oro–. Bautizamos el quinto aire y el festival se hizo más dinámico. La romanza es una canción que tiene la posibilidad de incluir a todos los accidentes musicales vallenatos”.

¿Accidentes musicales?

O parámetros musicales, como quieran llamarlos. Puede ser armónicamente muy extensa. Infinita. Puede tener letras líricas o muy típicas. Incluye canciones que la gente conoce desde hace 40 o 45 años, cuando Gustavo Gutiérrez Cabello, Freddy Molina, Santander Durán Escalona y Rosendo Romero empezaron a hacer otro tipo de melodías que se salían un poco de lo tradicional. Hablo de Señora, Mi presidio. Tienen variaciones. Pero las hay casi desde que nació el vallenato. Resulta que en Valledupar no las escuchas: ‘Así fue mi querer’ o ‘Relicario de besos’. Ellos consideran que no es vallenato.

¿Qué recuerda del bautizo de la romanza, en el 2006?

Se hizo en Villanueva, pues en Valledupar la relegan porque supuestamente no es autóctona. Pero lo es: nativa de la región de La Guajira y el Cesar. Valledupar tiene una predisposición a no aceptar este aire, no sé si por orgullo. Y no entiendo, porque nos reunimos con Escalona, Francisco Zumaqué, Gustavo Gutiérrez, Rosendo Romero, Beto Murgas y mi persona, y bautizamos el quinto aire, la romanza, le pusimos así porque es más de letras románticas. Los cuatro aires en festival a veces se vuelven tediosos, pero la romanza despeja todo, porque agrupa canciones que se oyen hace años. El público participa porque se las sabe y entran arreglos en guitarra, que también es del vallenato, al fin y al cabo con ella comenzó, antes del acordeón. Para mí, reconocer la romanza es lo más glorioso que hemos conseguido.

Una alegría entre la tristeza

Otro orgullo del festival es el concurso ‘Primaveras del ayer’. “Las personas de más de 60 años no se presentan en Valledupar, pero sí en Villanueva. Le damos la gloria a quien la merece, porque ellos nos abrieron el camino”, dice Romero. Por otro lado, el acordeonero dice que esta vez el festival fue tan complicado porque Villanueva, aunque no fue el municipio más afectado, recibió el impacto de la sequía en el departamento.

“La Guajira ha pasado por un momento difícil. Pero el hombre tiene dos cosas inherentes: la tristeza y la alegría. Y este año luchamos para darle esa alegría a la gente. Las cosas mejoran, pero aún se necesita del país y si la gente viene a celebrar, nos vamos a sentir mejor, más arropados”, agrega.

¿Dónde y cuando?

Del 16 al 19 de octubre. ‘Shows’ musicales en la plaza central de Villanueva. Programación en www.festivalcunadeacordeones.com.

Liliana Martínez Polo
El Tiempo

Comprueba también

Esta es la historia de la canción “El santo cachón”

“El santo cachón”, tema escrito por Romualdo Brito y que fue grabado por Los Embajadores …